Excusas para escribir: ¿Qué hago con las ideas?

¡Hola a todos, cosmeritas!

Continuando de la entrada anterior, la clase de hoy también está relacionada con las IDEAS. En la primera clase vimos cómo generarlas. Ahora el punto es, una vez que las tenemos… ¿qué hacemos?

Pues veamos qué tienen para contarnos Brandon y su equipo de Writing Excuses acerca de esto en el programa 2 de la décima temporada.

Ya tengo una idea, ¿qué hago ahora?

  • Los puntos claves que tratarán los conductores en este programa son:
  • Tomar una idea y expandirla o desarrollarla hacia una historia.
  • Preguntas: ¿Qué problemas puede causar esa idea? ¿Quién será herido por ello? ¿Qué dolorosas decisiones genera esa idea? ¿Cómo afecta los extremos de la sociedad? ¿Cuál es el mercado negro? ¿Cómo puede ser mal utilizado? ¿Dónde está el conflicto? ¿Cómo hace la vida de las personas más difícil? ¿Cómo se adaptan las personas a eso? Luego, ¿qué personajes específicos tienen interés y pueden hacer algo al respecto? ¿Quién está en el quid del problema, el centro del conflicto?
  • Considera qué otras ideas se pueden mezclar o combinar con esta.
  • Haz una tormenta de ideas, sobre lo que sucedería si…, qué sucedería a continuación, cómo afecta eso a la persona.
  • Para las ideas geniales o asombrosas, ¿qué harías con esto? ¿Y, me entusiasmarían?
  • Cumplimiento de deseos y los usos más oscuros.
  • Además, profundiza: cava más profundo. Las primeras ideas son a menudo demasiado obvias. Busca un problema que aún no sabes cómo resolver. Ten cuidado con los planes demasiado complicados: la Navaja de Occam también se aplica a los conflictos.
  • Combina ideas, esfuérzate por profundizar, ¡lleva a cabo tu tormenta de ideas! El desarrollo de ideas es un gran lugar para la lluvia de ideas, escribe cada cosa loca que se te ocurra.
  • Extrapola. Emplea tu energía en ideas increíbles que te entusiasman. Usa ¿qué pasaría si…?, ¿cómo?, ¿por qué?, luego comienza por el medio y termina, retroalimentando y expandiendo la idea para completar la historia.
  • Usa el argumento, la configuración y el personaje para organizar ideas e identificar huecos.
  • Haz pequeños borradores de posibles historias alrededor de una idea.

El programa 10.2

[Brandon] […] Hace dos semanas, hablamos sobre la generación de ideas. Ahora queremos hablar acerca de tomar una de esas ideas y proyectarla hacia adelante. No es que ya lo vayamos a escribir, pues todavía es un podcast de preparación, pero: ¿cómo desarrollarías esa idea, cómo la expandirías, cómo la conviertes en una historia?

[Dan] La semana pasada, o hace dos, hablamos un poco sobre historias que sugieren conflicto. Ese es uno de los sitios por los que siempre comienzo cuando trato este tema. Una vez que tengo una idea que realmente amo y quiero contar una historia al respecto, ¿qué historia cuentas? Bien, ¿cuáles son los problemas que esa idea puede causar? ¿Quiénes son las personas que se verán perjudicadas por esto? ¿Cuáles son las decisiones dolorosas que esa idea podría crear? Una vez que comienzas a explorar y a descifrar esas preguntas, y a encontrarles respuesta, se presentan todos esos maravillosos conflictos.

[Mary] Yo comienzo con un conjunto de preguntas muy similar, como… Si estoy tratando con una idea asombrosa, ya sea una pieza de magia o una tecnología, me pregunto: “¿Cómo va a afectar eso a las personas más pobres de la sociedad?¿Cómo va a afectar a los más ricos? ¿Cómo es el mercado negro? ¿Cómo puede ser mal utilizado?”

[Brandon] Diría que, para en mi caso, esto es lo que suelo hacer. En ocasiones puede no ser obvio, para los nuevos escritores, dónde está el conflicto. Se darán cuenta que en mis libros a menudo tendré una idea de escenario, una idea de construcción del mundo: “Oooh, sería genial si el mundo estuviera cubierto de niebla todas las noches”. Entonces, parto desde allí y me planteo: “¿De qué manera hace la vida de las personas más difícil? ¿Cómo han tenido que adaptarse las personas en el mundo a este suceso?” Algo muy obvio en el mundo en el que tengo una tormenta cada dos días, que amenaza con destruir a la sociedad, y todo ha crecido en torno a esa idea. Puedes convertir la cosa más simple en un conflicto. Lo que sea que estés cambiando, va a arruinar el día de alguien.

[Howard] La historia de Flight Of the Runewright que hice hace un par de años para Space Eldritch. La idea de base es qué pasaría si el hecho de llevar un libro en un avión provocara que el avión chocase.

*Risa*

[Howard] ¿Qué pasaría si las runas, qué pasaría si al cerrar el libro, la tinta en su interior formara símbolos aleatorios y eso fuera peligroso? A partir de ahí, acabé con un sistema de magia completo y, por supuesto el conflicto es bueno…Tenemos runas al azar… Tenemos un polizón. Tenemos un conflicto instantáneo, y no fue bueno para la gente.

[Brandon] Así que, ¿cuál es el siguiente paso? ¿Qué haces cuando tienes esta idea, sabes que hay un conflicto, hacia dónde la llevas?

[Dan] Comienzo a mirar a los personajes. No solo qué conflictos, sino a qué personajes específicos dañarían o ayudarían.

[Mary] Para mí, es a quién lastimaría o ayudaría, porque lo que estoy buscando es alguien que tenga un papel y que tome acción.

[Brandon] Oh, buen punto. Sí. Poner a un personaje en el quid del problema suele ser la mejor manera de comenzar. Muchos escritores primerizos, las historias que he leído de ellos, tienden a poner a alguien observando el conflicto en lugar de a alguien en el centro mismo del conflicto.

[Howard] Yo he…

[Dan] Uno de los grandes libros de fantasía que publicó Tor hace un par de años, estoy bastante seguro de que se llamaba Spellwright, trataba sobre un sistema mágico basado en la lectura, y el personaje principal tenía dislexia. Él no podía acceder al sistema de magia por completo porque no podía leer correctamente. Alguien que tiene fijación con ello, que quiere poder hacer magia, pero se interpone ese conflicto central. Si así es como funciona tu magia, ¿quién saldrá perjudicado? Alguien que no puede leer.

[Mary] Él estaba escribiendo mal, literalmente.

*Risa*

[Mary] No no no, eso es …

[Dan] Lo sé.

[Mary] Quiero decir, dentro del libro también fue una broma deliberada.. Blake Charlton, buen escritor.

[Brandon] Lo primero que voy a hacer cuando tenga una de estas ideas es abrir mi cuaderno, lleno de todas las pequeñas ideas que he tenido. La mayoría de ellas son buenas. Pero como hablamos hace dos semanas, algunas de ellas simplemente no sugieren una historia por sí mismas. Así que las escribo como si fueran la mitad de una semilla, el comienzo de una semilla. Tomo esta idea que me tiene realmente emocionado y digo: “¿Cuál de estas ideas, cuando se combina con esta, me aporta algo nuevo y algo interesante?” De hecho, voy línea por línea de cada una de estas semillas, buscando algo lo suficientemente genial como para combinarlas.

[Mary] Yo hago algo muy similar a eso, que también implica abrir un cuaderno o una pantalla de computadora y combinar, pero también hago una tormenta de ideas sobre papel para no perder el rastro de las ideas y las chispas. Lo hago con una serie de preguntas. Entonces, las que ya hemos mencionado, pero: ¿qué pasaría si…? Para mí tiene mucha importancia el ¿que pasaría si…?, y cómo…, ¿qué sucedería a continuación?, ¿cómo afectaría eso a la persona? Así que, si tengo las dos ideas, es como… Bueno, volver a mi asesino y la naranja otra vez, que prometo no usar en lo que resta del año…

*Risa*

[Howard] Porque eso sería algo muy sencillo (N.T.: en inglés “low hanging fruit, que literalmente quiere decir “una fruta que cuelga baja”, pero en realidad es una metáfora referida a no esforzarse para nada. Aquí el chiste se pierde al traducir, mientras ellos siguen disertando sobre la piña).

*Risa*

[Mary] Debería irme… No, una piña.

[Howard] Claro…

[Mary] La piña es en realidad una fruta que cuelga baja, o queda baja… creo.

[Brandon] Sí, lo es.

[Mary] Vale. Pero, entonces, ¿cómo…? ¿Qué pasaría si tuvieras a alguien tratando de matar gente con un ases… con naranjas? ¿Qué pasaría si la temporada de la naranja no fue buena? ¿Qué pasaría si hay una mala cosecha?

*Risa*

[Mary] ¿Qué pasaría si… Me encanta esta clase.

[Howard] Una de las preguntas que me haré a mí mismo, y generalmente se centra en cuando he soñado sobre algún nuevo dispositivo asombroso, es: ¿qué haría con esto? Y después, ¿me atraparían?

*Risa*

[Howard] Quiero decir, pero esto es… Sinceramente, si miras los cómics, te juro que la mayoría de la Edad Dorada, los cómics de Edad Plateada, surgieron de esta idea de “Wow, si tuviera este súper poder, ¿qué haría?” Tenemos décadas de historias que surgen de lo que podría ser la realización de deseos, lo que podría ser algo un poco más oscuro, un poco más profundo que eso. Pero para mí, es un buen punto de partida.

[Dan] Bueno, una vez que haces eso, también es muy útil mirar lo opuesto. Tratamos este tema en una clase de escritura que enseñé hoy. A este chico se le ocurrió esta clase de tecnología realmente fascinante que te permite hacerte con la vida de otra persona y, de alguna manera, ver a través de sus ojos. Se convirtió casi en un reality show. Ese es un uso de esa tecnología que definitivamente aparecería. Pero mira el otro extremo. Mira todas las películas porno o snuff que surgirían, en el extremo muy, pero que muy, oscuro de esa misma tecnología. Comienzas a tener una idea de cuán perfecto y cuán horrible podría ser este mundo.

[Brandon] También quiero mencionar algo que Mary mencionó hace dos semanas en la sesión anterior (N.T.: en referencia a la sesión 10.1), que es la idea de profundizar más. Tu primera idea para un conflicto en torno a esta historia… Si es la primera idea que tienes, puede ser la más obvia. Es posible que tengas este problema. Es como un conflicto personal, en el que quieres diseñar tu historia de manera que tu protagonista se vea en apuros, envuelto en problemas, quieres que las cosas vayan mal. Pero si las cosas que van mal son demasiado obvias, puede que tu historia carezca de profundidad. Podría perder fuerza porque rápidamente sucede lo esperado. A veces, decimos que… El presagio es demasiado evidente, demasiado fácil…

[Howard] (inaudible – ¿Elemental? ¿Obvio?)

[Dan] Es demasiado evidente.

[Brandon] Demasiado evidente (N.T,: en inglés, literalmente “Too on the nose”, que viene a ser “demasiado evidente”. Con la traducción el chiste se pierde, pero aquí Brandon bromea sobre su nariz, respondiendo al “Demasiado en la nariz” respondiendo lo que sigue a continuación.). Podrías toparte con eso mucho.

[Dan] Una buena manera de resolver ese problema es llegar a un problema que todavía no sabes cómo resolver. Porque para el primero que se te ocurra, es posible que tengas una solución. Así que, bueno, vale, profundicemos más. Oh, sé cómo resolver eso. Cuando llegues a algo que no sabes cómo resolver, entonces sabes que hay mucha carne allí para jugar.

[Mary] Debo decir que cuanto más complicada es la idea, menos plausible resulta. Como si tuvieras un súper villano que tiene un plan ridículamente complicado, que es menos plausible que una idea sencilla. Por lo que la idea simple que no puedes resolver, resulta en realidad un conflicto mayor que el… Como la que tuvimos en una de mis clases. Ella necesitaba convertirse en una asesina para poder sobrevivir. Y yo pensaba, “¿Por qué no busca un trabajo de sombrerera?” Oh.

[Brandon] Hagamos una pausa para hablar de nuestro libro de la semana.

[Howard] Vale. Así que estamos hablando sobre ideas e ideas para historias. Shipstar, de Gregory Benford y Larry Niven. Es la segunda entrega en el… Va tras Bowl of Heaven. Lo que me gustó de este libro, más allá del hecho de haber sido asombrosamente entretenido, es que al final del libro, había ensayos de Greg Benford y Larry Niven debatiendo sobre su exploración de la idea de esta gigantesca nave del tamaño de un sistema solar y cómo sería si, en vez de hacer lo que hizo Niven en Mundoanillo y de tener una civilización perdida, tuvieras una civilización que hubiera florecido durante millones de años. ¿Cómo sería? Eso fue lo que decidieron explorar. Podéis haceros con él en Audible. Audiblepodcast.com/excuse os permitirá haceros con él creando una membresía de forma gratuita y apoyando el podcast. Está narrado por Zach Villa. Así que, Shipstar, de Gregory Benford y Larry Niven.

[Brandon] Bien. Así que… ¿Qué hacemos? Digamos que nuestros oyentes, nuestros estudiantes están sentados aquí diciendo: “Está bien, eso es genial”. Eso es lo que ustedes chicos hacen. Necesito un punto de partida. ¿A dónde voy? “¿Qué consejo tenéis?

[Mary] Bueno, te diré que este es un ejercicio que hago, y de hecho comencé a hacerlo mientras Howard daba el …

[Brandon] Oooh. ¿Es para tu naranja ninja?

[Mary] Así que estaba como: “Aquí hay dos ideas. ¿Por qué esta persona que está tratando de convertirse en asesina, no se convierte en sombrerera?” Y entonces fue como: “¡Oh, una sombrerera asesina!” Así que, lo primero que hice fue combinar dos ideas. Y luego fue como: “mata con alfileres de sombrero”. Luego ahondé más: “O fruta artificial. Oh, bana… naranjas. O sombreros envenenados. ¿Cómo conseguiría ponerle a alguien un sombrero envenenado, y cómo evitaría que la localizaran?” Así que, básicamente, lo que veías era como yo estaba sentada dándole vueltas: “Oh, pero esto molaría más… ¿Cuánto más puedo profundizar?”

[Brandon] Este es el momento del proceso donde generalmente la tormenta de ideas es más útil. La tormenta de ideas no siempre es útil a la hora degenerar ideas. Puede serlo. El desarrollo de la ideas es el momento en el que te quieres sentar y soltar cada cosa loca que se te ocurra. Fuérzate a extrapolar y crea un gran documento en el que escribir cualquier idea aleatoria en la que se te ocurra, qué repercusión tendría cambiar esta cosa, o tener a este personaje, o tener este mundo.

[Dan] Quería señalar… Hablando de la diferencia entre una asesina y una sombrerera. Sigue adelante y comienza con tu idea más increíble. Si estás realmente entusiasmado con una asesina, no lo dejes sólo porque es inverosímil. Piensa en todas las maneras en las que ella podría verse forzada a llevar a una vida como asesina. Invierte tu energía en eso y trabaja para lograr esa idea increíble que te tiene entusiasmado.

[Mary] Sí. Totalmente.

[Brandon] Una de las razones por las que escribí El Camino de los Reyes, aunque hay muchas ideas que se juntaron, pero una de ellas era la idea de que si miras el arte fantástico, la gente a menudo usa armas y armaduras exageradamente grandes que no tienen sentido para lo que están luchando. Me dije que quería diseñar un mundo donde ese armamento tuviera sentido. Donde debían tener esa tecnología para resistir todo contra lo que estaban luchando. Actualicé un conflicto basado en el hecho de que quería que la gente fuera blandiendo espadas de dos metros..

[Dan] Armas desmesuradas y armadura ridícula.

[Mary] Eso es algo que yo también hago mucho. Cuando hablo sobre qué pasaría si, y el cómo y el porqué, sobre empezar por el medio y trabajar desde allí. También llevo a cabo esas modificaciones. Cuando descubro mi personaje… Cuál es el trasfondo de mi personaje en función de cómo necesito que sea para completar la historia. Algo que trataremos más con los personajes más adelante, pero que también sirve para todo el tema de la generación de ideas mientras estás empezando a darle forma. Esta es la historia que quieres contar, ¿en qué condiciones vas a presentar la historia?

[Howard] Uno de los recursos más valiosos para mí es mi grupo de escritura. Es un grupo de personas en las que confío. Puedo sentarme con ellos y decirles: “De acuerdo. Esta es mi genial joya de idea.” Tal vez esa joya es una revelación, tal vez esa joya sea una tecnología genial. Les diré: “Miren, tengo el comienzo de una historia construida en torno a ello. Pero no estoy seguro de qué hacer.” El grupo comenzará a soltar ideas. Mientras hacemos eso… Dos cabezas son mejor que una. Salen algunas cosas increíbles de ese grupo. Luego voy y escribo algo completamente diferente.

*Risa*

[Brandon] Una de las primeras cosas que hago es, me siento y abro un nuevo documento. (N.T: ver la entrada para conocer más del método de escritura de Brandon). Escribo argumento, escenario, personaje. Que son las tres cosas a través de las cuales construyo una historia. Luego escribo todas las ideas que he tenido para varias… A veces uno de esos aspectos estará vacío. Pero está bien, esta es la etapa de preparación. Esto me ayuda a identificar dónde están mis agujeros. Cómo decir, si voy al personaje, sé que voy a querer varios personajes. Ese es el tipo de historia que escribo. Quiero que tengan una variedad de experiencias vitales. Entonces, si pienso que dos personajes que son muy similares, en la etapa vital, del mismo sexo, o de la misma etnia, aquí puedo tener un problema, porque hay un agujero. Hay algo más que necesito trabajar aquí. Esta historia va a ser aburrida porque los dos personajes son iguales. O me ayudará a identificar: bien, ya tengo grandes conflictos para los personajes, pero todavía no tengo un escenario. ¿Dónde están mis agujeros? ¿Dónde voy a tener que hacer una tormenta de ideas, y dónde debo extrapolar?

[Dan] A mi me pasa algo parecido, cuando miras qué tipo de idea tienes. Eso también puede sugerir, al menos para mí, qué tipo de historia quiere ser. Si estoy realmente entusiasmado con un personaje, si esa es la idea, entonces creo que podría ser una saga. Podría contar muchas historias sobre esta persona, porque él o ella es muy interesante. Mientras que si se trata de un conflicto específico, un evento, o una escena que me emociona, podría ser algo mucho más breve.

[Mary] A veces también hago algo que llamo un borrador en miniatura, que es donde… Es similar a la idea, el ejercicio que os hicimos hacer en el primer episodio de esta temporada (N.T.: ver el post “¿De dónde vienen las ideas?” “). Donde escribo borradores de 150 palabras de las posibles historias en torno a esta idea. Así que será… Son muy burdos. Como: “Sombrerera-asesina se enfrenta a intentar derrocar al rey con una corona envenenada. Conflicto, y luego ella tiene éxito”. Después haré otro: “Sombrerera-asesina está tratando de ayudar a su anciana abuela, pero accidentalmente le da el sombrero equivocado.”

*Risa*

[Mary] “Caos sigue. Final feliz.” No… Lo sé…… Suelo trabajar con aparece el caos, final feliz. El final feliz es decirme que quiero que esta historia se construya hacia un final feliz. Sólo que no sé cuál es el final todavía.

[Brandon] Esto realmente te ayuda a identificar las promesas que necesitas hacer al principio de tu libro, en función del tono que deseas tener… que tu libro debe tener. Si sé que estoy escribiendo una historia de aventuras, eso me ayudará a desarrollar personajes que se ajusten a ello, y un tono que ayudará a eso; a diferencia de si estoy haciendo una pieza tranquila e introspectiva.

[Brandon] Muy bien. Vamos a escribir nuestro ejercicio. Bien, hace dos semanas, os dimos una tarea que os ayudó a generar cinco ideas. Tenéis que usar esas. Esperamos que hayáis estado trabajándolo y podáis seguir adelante. En caso contrario, tan solo tenéis que encontrar cinco ideas por vosotros mismos, creadas a partir de vuestra forma favorita de generar ideas. Queremos que las toméis, y hagáis con ellas lo siguiente. Coged dos ideas y combinadlas en una historia. Toma otra de las ideas, y cámbiale el género. Un cambio de género es una manera de la que servirte para dar arrancar una historia, donde tomas algo que habías planeado que fuera de ciencia ficción e intentas explicar la misma historia en un relato de fantasía. O toma algo que iba a ser una novela contemporánea sobre citas y transfórmalo en un western. Toma otra de tus ideas, y lo que queremos es que cambies las edades y géneros de los personajes que habías descrito por encima y los vayas intercambiando. Cambia las edades y los géneros de todo el mundo dentro de la historia y estudia cómo la afecta. Con la última, queremos que escojáis una idea en la que se haya tomado una decisión y que hagáis que en esta historia el personaje tome la decisión opuesta y a ver a dónde os lleva. Esto ha sido Writing Excuses. Os habéis quedado sin excusas. Ahora, id a escribir.

Ejercicio 2

Usando las ideas de cinco historias del Ejercicio 1 (o cinco nuevas):

  • Toma dos de ellas y combínalas en una sola historia.
  • Toma una y cámbiale el género.
  • Toma uno y cambie las edades y géneros de todas las personas que tenías en mente para ello.
  • Toma la última y haz que un personaje haga la elección opuesta a la que habías pensado.

Eso es todo, cualquier pregunta lo vemos en el foro.

¡Hasta la próxima!

About Author

Nikto

Nikto (Nico Pinto Heck) es escritor y programador, nacido en Buenos Aires, Argentina; pero radicado actualmente en Japón. Entusiasta de las historias de fantasía y ciencia ficción desde que tiene memoria, fue Brandon Sanderson con sus Nacidos de la Bruma quien le mostró un universo como nunca hubiera creído posible, y sus clases le enseñaron un modo de entender el arte de escribir de manera humilde y eficiente.

Leave A Reply